domingo, 6 de febrero de 2011

Either UNIX or Microsoft...(casadellibro.com)

La situación que se le presenta al equipo de casadellibro.com a principios del 2002, sobre todo a Nacho y Xavi, era ciertamente complicada. Tenían la alternativa aparentemente fácil de irse por Microsoft y tener, a corto plazo, una plataforma mucho más sencilla que permitiría a los usuarios disponer de una web amigable, sencilla e intuitiva. Claro, estaba el “mounstro” de UNIX ya establecido e invertido y un cambio suponía decir que se habían tirado un millón de euros a la basura. Adicionalmente un cambio a Microsoft suponía un riesgo en la robustez/disponibilidad y escalabilidad del sistema.


No voy a profundizar en las ventajas y desventajas que tienen cada una de la alternativas, porque el mismo caso nos las da, aunque sea a manera de opinión (de consultores) como lo expresa Xavi en su informe. Considero que un factor importante del caso es que las previsiones se estaban haciendo a 5 años y, desde mi punto de vista, se estaban haciendo muy a largo plazo considerando que el mundo de la tecnología es demasiado cambiante. El hardware y software que el día de hoy son los mejores en términos de tecnología y capacidad, el año siguiente pueden ser ya obsoletos. Adicionalmente, el entorno del mercado era pesimista y se dudaba del futuro del B2C tras diversos fracasos en el sector. El público aún no tenía la cultura de compras por internet y mucho menos en libros dónde el lector gustaba ir a las librerías a ver las alternativas y tomar una mejor decisión de compra.


La decisión cómoda y de orgullo, la más comprable y vendible, como diciendo que el millón invertido no fue en vano y que hay que hacer todo lo posible por rescatarlo, es la de UNIX. Sin embargo, por los factores antes mencionados, mi decisión se iría por Microsoft. El entorno y mercado incierto permitían no requerir la capacidad (robustez/disponibilidad) que ofrecía UNIX. Microsoft tenía la ventaja de tener a corto plazo una web sencilla, amigable e intuitiva para el usuario lo que permitiría ir educando, validando y a su vez promocionando este negocio emergente. Si bien, con UNIX, se suponía una cobertura al crecimiento creo que el avance tecnológico en los años posteriores igualmente, como antes lo comenté, pondría el hardware y software en una posición obsoleta. La competencia se podría hacer de una plataforma nueva y mejor al año siguiente, dejando en desventaja a casadelibro.com y provocando un cambio para poder competir. Una vez, que crezca el mercado y que se requiera una escalabilidad, se estaría un año o dos más tarde y el abanico de alternativas sería grande para afrontar el reto haciendo ya un cambio y una nueva inversión a otra plataforma si esta se requiere, pero claro, ya con la ventaja de que se tiene un mercado (si no, porque habría que escalarlo?) y un negocio dando márgenes positivos.

domingo, 23 de enero de 2011

Cloud Computing


El video muestra en una forma muy sencilla, práctica y divertida el concepto de Cloud Computing. Creo que este concepto tiene grandes beneficios al permitir a los usuarios y negocios ahorrar cosas físicas (computadoras, servidores, fotos, documentos, etc.) y ahorras mucho tiempo que ahora se puede destinar a otras cosas y ser más eficientes o simplemente disfrutar de más tiempo libre para estar con la familia, haciendo deporte, un hobby, etc.
El riesgo más alto que yo veo en el Cloud Computing es la dependencia de terceros en términos de seguridad y disponibilidad de la información. A ciencia cierta no podríamos asegurar que, Google por ejemplo, algún día tenga un problema con sus servidores, le sean hackeados, les entre un virus, etc. o simplemente Google/Facebook desaparezcan o  les suceda algo raro y que ya no podamos acceder a la información que allí tenemos. 

jueves, 20 de enero de 2011

"Dell Hell" Todos hay que aprender...

Dell Hell
Yo desconocía el caso “Dell Hell” y me llama mucho la atención. Me lleva a la reflexión lo importante que puede ser un blog como el que estamos construyendo en esta clase. Teniendo el tráfico suficiente y tener seguidores que tomen en cuenta lo que uno postee en la página, podría tener repercusiones importantes sobre un tema.
La siguiente frase que encontré en la web (en la liga citada) creo que describe perfectamente el aprendizaje de esto: "Las marcas no deberían descuidar los blogs en los que se menciona su nombre, identificar su importancia-reputación, definir cómo, cuándo y quien ha de contestar los comentarios (positivos y negativos) que se vierten sobre sus marcas en los blogs. Hay demasiados clientes tomando ejemplo como para no darle la importancia que se merece"
Las empresas, y no solo las de ámbito tecnológico, el día de hoy deben de darle una importancia total a los blogs, las redes sociales por internet (Facebook sobretodo), y otros medios de comunicación que hay en la red, por la importancia que tienen hoy en día en nuestra sociedad. Si quieren cuidar sus marca, su imagen, deben estar 100% atentos de lo que se habla de ellas para dar y recibir feedback, y así mejorar su imagen.

lunes, 10 de enero de 2011

Nueva Valoración de Facebook

Realmente sorprende la valoración de Facebook en una cifra superior a los 50.000 millones de dólares. Me resulta difícil opinar si esta empresa vale o no esa cantidad de dinero, si debería de valer eso, o cuánto debe de valer. Lo que me hace reflexionar es el hecho de que una empresa que lo que otorga a los usuarios es ocio (para la opinión de muchos una pérdida de tiempo) pueda valer tanto dinero. Me pregunto ¿Qué aportación tiene Facebook para la sociedad, para los usuarios? Creo que la inyección de dinero realizada por Goldman Sachs y el fondo ruso Digital Sky Technologies (DST) de 500 millones de dólares implica una gran responsabilidad para quienes dirigen la empresa. Espero que parte de este dinero se utilice para el desarrollo de herramientas/productos/servicios que aporten algo útil a los usuarios (como hace Google por ejemplo), con medios de enseñanza, de responsabilidad social o ambiental, adquisición de conocimientos, etc. y así Facebook no solo sea una “pérdida de tiempo”.